Familia destina más de 3,5 millones de euros a la atención de familias en riesgo de exclusión social

Familia destina más de 3,5 millones de euros a la atención de familias en riesgo de exclusión social

Las ONG y los ayuntamientos dedican este presupuesto a distintas acciones de ayuda, como las 27 escuelas de verano con comedor

La directora general de Familia y Políticas Sociales, Verónica López, junto con el alcalde de Alcantarilla, Joaquín Buendía, visitó hoy la escuela de verano que ha puesto en marcha el Ayuntamiento en el CEIP Nuestra Señora de la Asunción para familias en riesgo de exclusión social.

Verónica López explicó en Alcantarilla que “el Gobierno regional destina más de 3,5 millones de euros a la atención social de familias de la Región que están en situación de vulnerabilidad, cubriendo necesidades de alimentación, higiene, ropa, vivienda y de empleo”.

De estas ayudas, más de 2 millones (un 67 por ciento más que al año pasado) se dedican a proyectos sociales municipales, de ayuntamientos y mancomunidades, para que puedan financiar los planes de acción social que desarrollan a lo largo de todo el año.

Uno de los proyectos financiados a propuesta de los consistorios son las escuelas de verano con comedor, que han sido solicitadas en 27 centros de la Región. En concreto, esta escuela de verano de Alcantarilla ha contado con 50 plazas en julio (25 de Infantil y 25 en Primaria) y comedor, y las mismas para el mes de agosto.

La directora general señaló que “las ayudas del Gobierno regional a los ayuntamientos y las ONG cubren perfectamente las necesidades de los alumnos que durante el curso cuentan con beca de comedor. Las escuelas de verano que demandan la apertura de comedor se financian en función de las peticiones que llegan de los ayuntamientos, por ser las entidades más próximas al ciudadano y que mejor conocen las necesidades”.

“Los comedores destinados exclusivamente a escolares con menos recursos estigmatizan a los niños”, explicó Verónica López, “de ahí que en las escuelas de verano se asegure su manutención, como durante el curso, pero compartiendo el espacio con todos los niños”.

Ayudas gestionadas por las ONG

El resto de las ayudas (1,5 millones de euros) lo gestionan 31 instituciones sin ánimo de lucro para el desarrollo de actuaciones dirigidas a la lucha contra la exclusión en la Región. “Es muy importante el trabajo que se está haciendo de mano de las ONG, de manera coordinada se trabaja con el tercer sector para optimizar los recursos que destinamos a las personas”, indicó la directora general.

El presupuesto del tercer sector se destina a suministros del hogar, gastos farmacéuticos, pago de comedores o alquiler de vivienda, entre otros, acciones que vienen a paliar la situación de exclusión de estas familias y a garantizar la alimentación de los niños en su propio hogar.

Verónica López explicó que “la protección a la infancia preocupa especialmente al Ejecutivo regional, y consideramos que aseguramos la eficacia de las prestaciones económicas de urgencia social a las familias o unidades de convivencia con menores a su cargo si lo hacemos a través de las entidades más próximas al ciudadano y que mejor conocen las necesidades de esas personas”.

Los niños, a pesar de estar en situación de vulnerabilidad o en riesgo de exclusión social, “no están solos y desamparados, forman parte de una familia, de ahí que el Gobierno regional, ante un problema diagnosticado en sus hogares, quiera ayudar con políticas sociales a los progenitores”, concluyó la directora general.